RNV Portuguesa

RNV Portuguesa, RNV Portuguesa Radios de Venezuela, escuchar RNV Portuguesa en vivo online…

Añadir a su sitio.

Las donaré a un museo, no a usted. ¡Jamás! Piénselo bien. Márchese. Nos veremos en los tribunales. Nos veremos en los tribunales Radio Nos veremos donde quiera, pero las películas no se las daré nunca. ¡Nunca! Oye Radio ¿Quieres la película de tu madre? La quiero y la tendré. Pero ése es terco como un mulo y además está un poco chalado. Ya se encargará el juez de que se le pase la chaladura. ¿Quieres que te la dé yo? ¿Lo dices en serio? Soy una chica seria. Está bien. Tráemela y yo te haré un buen regalo. ¿Qué quieres? Nada de regalos. Tienes que hacerme eso que le hacen en el cine a las chicas Radio ¿Cómo se llama? Una prueba Radio ¿De qué te ríes? ¿Acaso soy un caballo? Pero, ¿tú quieres hacer cine? Claro. Tengo vocación. Entonces, enséñame las películas y yo haré que te hagan una prueba. No, tú me haces la prueba y entonces yo te doy la película de tu madre. Está bien, te haré la prueba. ¿Cuando puedes venir al estudio? Ahora, así me doy un paseo. Entonces, vamos. Sube. ¿Se puede? ¡Oh, Helena! ¿Tú aquí? Y yo así Radio Disculpa. ¡Qué vergüenza! Así que aquí están nuestras Radio obras maestras. Nuestros sueños. Yo soy el pobre chatarrero de sueños. ¡Pero ya no quiero volver a serlo! ¡Basta! ¿Por qué? Porque no quiero que nadie se vuelva a reír de Helena Makowska, ni de Francesca Bertini, ni de Lyda Borelli ni de nadie. ¿Quieres destruirlas? No. Las donaré a un museo. Tienes razón Radio Nos hemos convertido en piezas de museo. ¡Y pensar que he buscado tu dirección y que he venido hasta aquí para volver a verlas todas! Helena Radio En cada una de estas películas me he dejado un trozo de mi corazón. Me imagino lo que tuviste que soportar tú con ese público estúpido Radio carente de sentido artístico Radio Sí, es verdad. Anoche sufrí mucho. También yo. Sobre todo por ti. Gracias. Pero yo amo estas películas y las conservaré a pesar de todo. Veámoslas los dos a solas. Son nuestras. Actuamos juntos en ellas. No. He comprendido que es como abrir una tumba, la tumba de nuestra juventud. Puede que tengas razón, pero Radio Tienes una película en el proyector. ¿Esto? ¡Esto es una pieza única! ¡Una joya! ¿Quién sale? ¿Yo? ¿La Bertini? ¡Qué va! Espera, ahora verás Radio Ya has faltado a tu promesa. No, no. ¿Sabes por qué? Porque aquí no están nuestros rostros. Están Radio ¡Mira! AMOR PEDESTRE ¿Sólo pies? Exacto. Cuando descubrí esta película pensé que sería el anuncio de un fabricante de calzado. Pero no. ¿Quién tuvo esta idea? El viejo Robinet. ¡Ah, el famoso cómico! Sí. La rodó en Turín en . Ésta es una película que nunca envejecerá. FIN Baja un poco ese foco. Estamos listos. ¿Empezamos? De prisa, venga. Señorita, ¿se puede colocar en su sitio? Vamos, ensayemos el travelling. Ponle una visera a ese quinientos. Bien Radio Estamos listos. ¿Comprendido? En cuanto suene el teléfono Radio Tranquilo Radio Corro, creo que es un señor, pero es mi novio y hablo con él. ¡Muy bien! Atenta, ¿eh? ¿A qué viene tanta tontería? ¡Ánimo, venga! Mariannina, atenta y tranquila. Tranquila Radio Tranquilízate tú. Dale, dale Radio No te preocupes. ¡Mo-mo-motor! ¡Claqueta! ¡Prueba “Celenza”, cero primera! ¡Acción! Sí, sí Radio Es a ti. ¡Ah, pero haces tú de teléfono! ¡”Stop”! Sí, hago de teléfono. ¿Está claro? ¿Me tomas por tonta? Vamos Radio Ahora verás cómo se hace. ¡A primera! ¿Listos? Listos. ¡Motor! ¡Claqueta! ¡Prueba “Celenza” cero segunda! ¡Acción! Ring-ring Radio ¿Diga? ¿Diga? No contesta nadie. ¡Lo simulas! ¡Ah, comprendo! ¿Diga? ¿Diga? ¿Por quién pregunta? ¿Cómo? Ah, ¿eres tú, Petruccio? ¿Petruccio de mi corazón? ¿Y cómo así que estás en Roma? ¿Cómo? Yo, bien Radio Y en el pueblo, ¿todos bien? ¿Y la Macarella cómo está? ¿Ha engordado el cerdo? Bien, démosles gracias a la Virgen y a San Antonio. ¡”Stop”! ¡Es suficiente! ¿Tan poco? Es un bombazo. Estupenda. Entonces, ¿me firma un contrato? Claro, pero antes me traes eso. ¡Enseguida! Espérame aquí. Mariannina, ¿dónde te has metido? ¿A dónde vas? El “cavaliere” no está. ¿Ha dejado la llave? Sí, aquí la tengo. Dámela, que tengo que acabar una faena. Pero, deja que te vea Radio ¿Qué te has puesto? Luego te lo explico. ¡Déjame que te vea! ¿A dónde ha ido el “cavaliere”? Ha dicho que volvería en media hora. Aquí tiene las reliquias. Téngalas usted, señora directora. Le regalo todas mis películas. Basta con que las conserve Radio Que las salve de la destrucción. Podría crear aquí una sección dedicada al cine. Yo me ocuparía de organizarla. Sólo le pido eso. Es usted muy amable. Por desgracia, el reglamento sólo prevé la recogida de obras de arte. Esto también es arte, señora. Claro Radio Quería decir arte figurativo. Verá cómo no miento Radio ¡Ésta es la Duse! ¿Por qué quiere deshacerse de ellas? Verá, señora. Yo soy pobre. Vivo de proyectar estas películas, que para mí son más importantes que todas estas estatuas. Pero hoy causan risa. Me di cuenta el otro día. El público de hoy las encuentra cómicas. Mire Radio Tengo centenares de latas como ésta. Los más grandes artistas del pasado Radio Zacconi, Novelli, la Bertini o la Borelli Radio Siento no poder ayudarle. Las películas son inflamables y no sabría dónde guardarlas. Pruebe en la Biblioteca Nacional. Probaré. Disculpe por el tiempo que le he hecho perder. ¡Auxilio! ¡Fuego! ¡Llamada a los bomberos! ¡Salid de aquí! ¡Ven! ¿Qué pasa? ¡Fuego! ¡Llame a los bomberos! No tenemos sitio para los libros Radio ¿Y pretende que me haga cargo de sus películas? Hay obras importantes. No insista. ¿Sabe lo que haría con el inventor del cinematógrafo? ¡Lo mataría! Porque hoy la juventud no estudia, va al cine. Son todos unos burros. ¿Sabe quién es Eleonora Duse? La de D’Annunzio. ¿No murió? ¿Muerta? Lo estaría si no estuviera aquí, inmortalizada en esta película. Vea Radio ¡Vea! Entonces, ¿por qué no consulta al Ministerio? Puede ser que ellos le atiendan. Ya Radio Así todo se solucionaría. Pero hace falta paciencia. ¿Cuánto tardarían? Un año o dos Radio Hace falta un decreto, aprovisionamiento de fondos Radio Entiendo Radio Gracias. Dígame una cosa Radio ¿No tendrá entradas para el cine para mi mujer Radio ? Lo siento. Gracias de nuevo. La salida está por allí.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *