Radio Libertad

Radio On line Radio Libertad Emisoras De Venezuela, Escuchar En Vivo online, La calidad y La Emisión Continua.

Añadir a su sitio.

que nos las expliquen antes de poder enviar el cheque. El reclamo será aceptado, desde ya. Qué bien. Claro. Echemos un vistazo. La primera alarma que surgió fue que el de marzo, unos tres meses antes del incidente, se incrementó sustancialmente el monto de la póliza. Es algo muy raro. Supongo que no está al tanto de eso. Sí estoy al tanto. Fue idea de Gardner No me diga Bien. ¿Qué más tenemos? Tenemos Más de un reclamo sobre la póliza. Eso siempre activa una alarma. ¿El reclamo por el accidente de Rose? Sí, se llevó un buen dinero por ello. Está bien, para eso estamos aquí. El banco dice que se atrasó tres meses en el pago de la hipoteca de la casa. Gardner perdió nuestros ahorros cuando creó su propia empresa. No me diga ¿Qué más tenemos? Aquí hay otra pequeña alarma. Ni siquiera me había dado cuenta antes. Hace unos cinco meses, el Sr. Lodge cobró $. de su seguro de vida. Siempre prestamos atención a estas cosas. ¡Nicky! ¡Nicky, regresa a tu cuarto! ¡Regresen adonde vinieron! ¡Váyanse de aquí! Lo siento. Ese dinero es para la Universidad de Nicky. Supongo que está en un fideicomiso o algo por el estilo ¿Quiere una taza de café? Me encantaría. Gracias. Si. Lamento ser tan pesado. Nada de esto es importante, pero se asombraría si le cuento algunas estafas que he visto. Sonríe de sólo pensarlo. Recuerdo a un tipo que hace un par de años presentó un reclamo por el incendio de su negocio de ropa. No me lo va a creer. Encontramos un par de latas de combustible con la leyenda Eulah May impresa en ellas. Es el nombre de su esposa. Y el nombre de su barco recreativo de donde sacó los bidones. Habrá pensado que unas latas de aluminio se quemarían. ¡No sé lo que pensó! Y los autos. Gracias. No creería lo que la gente le hace a sus autos sólo porque tienen algún problemita con la transmisión. Creerán que pueden hacernos pagar por todo. Los venden como chatarra, y denuncian el robo. Pero el tipo del taller sabe que pagamos recompensa por esas cosas. Esta misma semana, la mitad de esta cuadra quiso que pagáramos el seguro de propiedad por sus nuevos vecinos. ¿Puede creerlo? ¡Qué vecinos estos! Disculpe. Si. Después de tanto tiempo en este negocio, uno desarrolla un olfato para las trampas. Porque se huele, ¿sabe? Es un leve aroma. Esto huele mal. Eso huele bien. ¿Me entiende? Si. Pero, ¿esto? ¿Este caso en particular? No tiene ese leve aroma. Gracias a Dios. No, este apesta. Lo vengo oliendo desde que bajé de la autopista. ¡Cómo apesta, por Dios! Se acuesta con Gardner, ¿no? ¿Cómo dice? No es asunto mío, pero, debo decirle que esa clase de tonterías pueden tener consecuencias desagradables. Si es que usted la mató. ¿Cómo se atreve a venir a esta casa cuando mi hermana está muerta y hacer bromas sobre alarmas y El Barbero de Sevilla? Le aseguro, Srta. O’Rory, no estoy bromeando en absoluto. En mi experiencia, nadie es tan estúpido como para aumentar el valor de la póliza justo antes de matar a su esposa. Puede estar seguro de que Gardner Lodge no es estúpido. Estoy de acuerdo. Entonces usted está equivocado. Lo inventé. ¿Lo inventó?



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *